viernes, 22 de julio de 2011

ATRAYENDO LÁGRIMAS QUE VUELAN / Poesía de José I. Restrepo


LOS BELLOS IDOS

recuerdos dulces

En esa puerta que he abierto,
que tras mirar hace algunos momentos
he cerrado con la punta de mi pie,
se estacionan todos los recuerdos
unos a otros tomados de las manos…
A cierta hora me esperan para darme
su saludo fraternal, su tosco abrazo,
yo sólo dejo que siempre me pase,
como oponerme a que mi alma sane,
sería impropio de hombre sin maldad,
hacerse semejante zancadilla…
Puede ser a una hora capital,
o una que llame a su paso secundario,
simplemente me asomo a la vecindad,
y puedo verlos aguardando como párvulos,
en esa silla donde llega el autobús,
o bajo la fronda del sauce en la gramilla,
yo me sorprendo de verlos cada vez,
a todos vivos llegando bien vestidos,
unos con el aplomo de la fe
pensando que tal vez los regenere,
otros tan pálidos y grises que yo sé,
que de no verlos se están muriendo solos,
la otra parte , vos, tampoco ayuda,
seguro no los ves en tu ventana,
en tu puerta no les abres esta luz
que les invita un poco a revivirse,
dales un break, amor, saluda un poco,
que los recuerdos necesitan que les mires,
de los ojos de adentro para afuera,
y de ahí hacia el canto de la tarde,
en ese momento ruiseñores pajes,
te traen lo mejor de su arsenal…
llega la noche, casta, sin más ruido
otra vez es la hora del olvido…

JOSÉ IGNACIO RESTREPO Copyright ©
• Reservados todos los derechos de autor

15 comentarios:

  1. " los recuerdos necesitan que les mires " MAGNÍFICO Y CIERTO !! Bravo Poeta.

    ResponderEliminar
  2. Me encantó...tal vez es la mejor manera de tratar los recuerdos, invitandoles a estar cuando se empeñan y dejarlos tras la puerta,cuando llega la hora del olvido, antes reconocer cada uno con su nombre..y saber desde donde mirales...para que no duelan tanto...Un saludo, un placer seguirte hasta aqui...

    ResponderEliminar
  3. Muy lindo tu poema, muchas gracias....

    ResponderEliminar
  4. Gracias... sabes tocar las fibras más internas del alma!

    ResponderEliminar
  5. De vez en cuando es necesario para la mente hacerlo...Rememorar lo bueno y lo malo del pasado es un tónico para el corazón...Me gustó lo que dijiste :))

    ResponderEliminar
  6. Excelente poesía, una puesta abierta hacia la palabra sutil... Gracias José

    ResponderEliminar
  7. Y qué sería del hombre sin recuerdos? si son exactamente estos los que nos confirman como y cuanto hemos vivido, para bien o para mal, no me parece buena idea dejarlos tras la puerta ni mucho menos darles un punta pié...... más bien, tomar lo mejor de ellos y seguir viviendo, me parece que sería la elección correcta, al fin y al cabo..... los recuerdos, pues recuerdos son....... nada que no se pueda soportar.......cierto??? ja.
    Como siempre dejando a tus lectores en profunda reflexión, me gusta eso!!!! mi admiración y mi cariño...... pues por siempre!!! un beso!!!

    ResponderEliminar
  8. Hay recuerdos que se guardan torcidos, otros dormidos, como aquellos otros que son alfileres punzantes, y esos otros que se beben en copa del mas selecto vino, todos ellos son la cadena de formación de la gran pirámide que se va construyendo día a día y que al final dará lugar a verdadero yo, que somos, que soy... si he de revisar alguno es aquel que me evite tropezar en la misma piedra repetidas veces, como ese, que marco una dirección, donde al mirarme me encuentro... todos ellos, son importantes, todos son nuestra vida, mi vida....
    Lo has expresado tan bonito, que es una rubrica perfecta, donde el recuerdo nunca muere... Gracias... Besos

    ResponderEliminar
  9. En los espejos y su reverso, donde quedaron en lapicero las fechas bellas de los cumpleaños y los teléfonos...Gracias por retornar a este nido, otra vez Mafer...Abrazos...!!

    ResponderEliminar
  10. No duelen los recuerdos, querida Liliana, nos amarga la distancia entre ellos, los sueños y la ilusión, que forja el corazón en su presencia...Pero, todo sentimiento aleja de su orfandad esa angustia, si el presente ya no deriva con suficiencia hacia esos altares, y más bien se ocupa de hallar el camino a lo posible, y lo fiable...Gracias por visitar esta casa de poesía y de afecto, amiga....

    ResponderEliminar
  11. Bienvenida siempre querida Maria Elena...Gracias por venir...

    ResponderEliminar
  12. y tu templarlas con tu criterio amorosamente digno, querido Marco Vinicio...Abrazo amigo siempre esperado, siempre añorado...

    ResponderEliminar
  13. Agradecido el corazón que en el trajín de latir, no pierde el afán de resurgir en la observancia feliz de la memoria...Siempre te tengo presente querida Cj Huertes...Abrazos..!!

    ResponderEliminar
  14. recordar lo bueno y lo malvado nos desatora la frigidez de considerarnos cargados hacia un lado.......mirar hacia atrás es hallar el equilibrio en las cosas bien vividas y escogidas por dos manos......saludos querido......agradecido.....

    ResponderEliminar
  15. Hermoso poema. Los recuerdos nos hace quienes somos, son nuestra historia. Un abrazo José. Gracias por tu poesía! Mónica Neuenburg

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...